Noticia

Noticias

Santa Clotilde humanizará la unidad de cuidados paliativos a través del arte

Reunión proyecto arte

13/04/2018

El Hospital Santa Clotilde, en colaboración con las Fundaciones “San Juan de Dios” y “Venancio Blanco”,  la Universidad de Cantabria (UC) a través de su Departamento de Economía Aplicada y la Asociación Cultural Bosques de Cantabria, pondrán en marcha a partir del próximo mes de junio el Proyecto “PRO-ART: Creando Juntos”, basado en la identificación de necesidades y expectativas por parte de los pacientes, familiares y profesionales de la Unidad de Cuidados Paliativos del centro, enfocadas a diferentes niveles de actuación.

Esta iniciativa,  según la Directora Médica del Hospital Santa Clotilde y responsable del EAPS –Equipo de Atención Psicosocial- Ana Rodríguez Valcarce, ha nacido “creada entre todos, buscando responder a las necesidades expresadas por los pacientes de una Unidad que requiere de una especial sensibilidad”.

Según señala Elena García, responsable del Departamento de Investigación de la Fundación San Juan de Dios, “nuestro reto consiste en humanizar el entorno hospitalario a través de actividades artísticas, con el objetivo de mejorar la calidad de vida y el bienestar físico, mental, emocional y social de pacientes familiares y profesionales”.

El proyecto está liderado por el Grupo de Investigación Fragilcare de la Fundación San Juan de Dios, del que forman parte los profesionales de la Unidad de Cuidados Paliativos de Santa Clotilde. (http://www.fundacionsjd.org/es/investigacion/grupos/proyectos/humanizaci...).

Para llevarlo a cabo, se firmó un convenio de colaboración el pasado mes de enero con la Fundación Venancio Blanco que participa a través de una doble vía, la cesión de una serie de reproducciones -70 en el caso de Santa Clotilde- de la obra de este importante pintor y escultor recientemente fallecido; y la instrucción de profesionales de Terapia Ocupacional y  voluntarios por parte de educadores artísticos de la Fundación para que éstos impartan posteriormente los talleres artísticos a pacientes y familiares de la Unidad de Cuidados Paliativos.

Las obras que se realicen en estos talleres, que estarán enfocados, según Nuria Urbano, Directora de la Fundación Venancio Blanco, a las diferentes estaciones del año, utilizando técnicas como papiroflexia, fotografía impresa o carvado de sellos, se colocarán en los diferentes espacios –habitaciones y salas- de la Unidad, siempre atendiendo a los deseos de cada paciente.

De esta manera se pretende crear una “Unidad viva y cambiante en la que todos trabajen en conjunto, pacientes, familiares y profesionales”, afirma Elena García, realizando exposiciones vivientes que también sirvan de “legado para el futuro de los que hayan estado en Santa Clotilde”.

Aprovechar la riqueza del entorno

Junto a la vena artística de la iniciativa, también se pretende abarcar, dentro de la respuesta a las necesidades planteadas, el apartado medioambiental, como un aspecto que también favorece el bienestar de pacientes y familiares, aprovechando además el inmejorable entorno del centro hospitalario de la Avenida General Dávila. Para ello, la Asociación Cultural Bosques de Cantabria participará con un trabajo de catalogación del arbolado de la finca, donde se distinguen varias especies, autóctonas y de diferentes lugares del mundo. 

Los paneles informativos que se distribuirán a lo largo del entorno,  incluirán una fecha de datación y las características de cada especie, formando parte de un Itinerario autoguiado en el que pacientes y familiares podrán disfrutar de un recorrido “e imbuirse en la naturaleza como ocio para romper su rutina”, afirma Clemente Rasines, presidente de la Asociación.

También se pretende rehabilitar espacios para minimizar el impacto medioambiental, donde podría plantearse como una iniciativa de voluntariado con diferentes plantaciones que dinamicen la biodiversidad del jardín que rodea al Hospital, así como otros espacios –terrazas- buscando también la armonización del entorno y la privacidad de los pacientes.

La iniciativa se enmarca en un proyecto de investigación, que se llevará a cabo conjuntamente entre el grupo Fragilcare y el grupo de Investigación de Economía Pública y Salud de la Universidad de Cantabria (Departamento de Economía Aplicada), dirigido por el Dr. David Cantarero bajo un convenio de colaboración. Se evaluará el impacto desde una perspectiva cualitativa y cuantitativa, analizando los cambios producidos en los ámbitos descritos anteriormente. Se utilizará “además un análisis de retorno social de la inversión, permitiendo identificar aquéllos indicadores de resultado reportados directamente por los grupos de interés implicados, a los que les asignaremos un valor económico”, señala Cantarero.

En este sentido, quiere aclarar que “aunque hablar de economía en estas etapas de la vida parece contradictorio, hay que alejar la idea del sentido peyorativo y centrarse en cómo se pueden destinar mejor  los recursos para incrementar el bienestar de pacientes y familiares”.